¿Cuánto tiempo puede estar un biberón preparado?

Una vez preparadas, las formulas en polvo  pueden ser mantenidas en el refrigerador (35-40° F o 2-4° C), cubiertas, hasta 24 horas y las fórmulas líquidas hasta 48 horas. Un biberón preparado puede mantenerse a temperatura ambiente hasta un total de 3 horas.

Pero un biberón que el niño ya ha chupado no debería guardarse más  de 1 hora, porque con la saliva entran en la leche miles de microbios, que con el tiempo se convertirán en miles de millones.

¿Por qué son las instrucciones de almacenamiento diferentes para las fórmulas líquidas y en polvo?

Las formulas líquidas son comercialmente estériles, y una vez abiertas, pueden ser refrigeradas a 35-40 grados Fahrenheit hasta por 48 horas. Las formulas en polvo, sin embargo, no pueden resistir las altas temperaturas necesarias para hacerlas comercialmente estériles. Con el fin de mantener una alta calidad, la fórmula para bebé preparada de polvo debe de ser refrigerada y usada dentro de 24 horas.

¿Cómo almaceno la fórmula de mi bebé y cuáles son los pasos para la hora de la comida?

Una vez preparadas, las formulas en polvo  pueden ser mantenidas en el refrigerador (35-40° F o 2-4° C), cubiertas, hasta 24 horas y las fórmulas líquidas  hasta 48 horas. Un biberón preparado puede mantenerse a temperatura ambiente hasta un total de 3 horas. Si tú decides calendar el biberón, el tiempo de calentamiento debe de ser menos de 15 minutos   y el biberón debe de alimentarse a tu bebé dentro de una hora. Una vez que el bebé comienza la alimentación del biberón, bota cualquier fórmula que quede en el biberón dentro de una hora.

¿Cómo debo de calentar la fórmula de mi bebé?

Si quieres calentar el biberón que ha estado en el refrigerador, deja correr agua tibia sobre el biberón o coloca el biberón en un recipiente de agua caliente (no hirviendo). No sumerjas el chupete o el collar en el agua. Agita el biberón ocasionalmente mientras se calienta.

El tiempo de calentamiento debe de ser menos de 15 minutos. Prueba la temperatura de la fórmula antes de la alimentación; no debe de sentirse caliente o fría cuando la dejas caer en tu muñeca – neutral es cerca a la temperatura del cuerpo.

Una vez que un biberón ha sido calentado, mantenlo por no más de una hora. Luego bótalo.

No calientes la fórmula en un horno de microondas. Un horno de microondas puede sobre calentar el producto o causar puntos calientes y resultar en quemaduras graves a tu bebé.

¿Está bien el recalentar la fórmula preparada?
No. Re-calentando la fórmula aumenta la posibilidad de crecimiento de bacterias en la fórmula al enfriarse después del calentamiento. Bacterias pueden estar presente en el polvo, los biberones, en tus manos, o incluso introducidas en otras formas durante la preparación de la fórmula. Sigue los procedimientos más seguros cuando alimentas a tu bebé.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *